.
Esta entrada tiene como principal objeto el de verificar la efectividad de la tecnología que me está ahora permitiendo incorporar videos en las páginas del blog.  Coincidentemente, a partir de hoy Todo el Oro del Mundo empieza a tener un nombre de dominio propio: http://todoelorodelmundo.com .

El video me recuerda así una emotivísima escena de esa película inolvidable, ‘Farinelli’, que cuenta la triste historia del famoso ‘castrato’ dieciochesco. Por ella conocí esta hermosa aria del genialísimo Georg Friederich Haendel, de su ópera ‘Rinaldo’. No es difícil advertir como el lamento del protagonista se vuelve el del propio Farinelli. Las escenas son bastante elocuentes de la memoria de su cruel iniciación.

Por obra de la música, el dolor humano se transforma en belleza. Misterio sublime.


.

© 2014
Lino Althaner